El mapa de la movilidad infantil refleja desigualdad sobre la gratuidad del transporte

EtrasaFTP-el mapa de la movilidad infantil refleja desigualdad sobre la gratuidad del transporte

Atuc respalda conciliar la gratuidad del transporte público infantil

 

En el marco de la presentación del Mapa de la Movilidad Infantil (Mami), Atuc (Asociación de Empresas Gestoras de los Transportes Colectivos) respalda el concierto de la gratuidad del transporte público infantil en toda España; en él se evidencia una gran diferencia de criterios en el momento de fijar las edades en las que los niños pueden viajar gratis en autobuses, metros y trenes de cercanías.

 

Según señala la patronal, los resultados de este mapa reflejan grandes diferencias entre las 10 capitales de provincia con más habitantes en España. En Madrid, por ejemplo, los niños pueden viajar gratuitamente hasta los 7 años; en Valencia, la franja de edad se eleva hasta los 10 años; y en Barcelona se incrementa hasta la “adolescencia”, los 16 años, según señala el Mami.

En este mapa de la movilidad infantil también se reflejan divergencias incluso dentro de la misma ciudad, en Málaga, por ejemplo, la edad máxima para no pagar en los autobuses está en los 4 años, pero en el metro se rebaja hasta los 3.

 

En Sevilla los niños viajan gratis hasta los 3 años y se ha aprobado que los menores de 12 viajen sin pagar, a pesar que todavía no ha quedado dispuesto ni cómo ni cuándo se pondrá en marcha esta decisión. Los niños de hasta 4 años no pagan en Zaragoza cuando viajan en autobús, el Ayuntamiento, además, está barajando la posibilidad de que la edad se amplíe hasta los 8 años. Ibiza se ha establecido como la primera ciudad española en extender la gratuidad del transporte público a todos los menores. 

 

El secretario general de Atuc, Jesús Herrero, ha expuesto que las políticas de gratuidad del uso del transporte público son atractivas para promover el ahorro familiar, sobre todo para las que tienen hijos menores. En el momento que se les brindan facilidades, también se está ayudando para que dejen el coche en casa, y también para que haya menos atascos y se disminuyan los niveles de contaminación. Se fomenta el uso del transporte público de los menores desde niños, haciendo que se conciencien de su uso como una alternativa excelente para cuando sean adultos y tomen sus propias decisiones de la forma en que se desplazarán.

 

El secretario general ha explicado que el problema radica en que cada ayuntamiento actúa “por libre” y tiene autoridad para decidir la forma en que se sufragan los billetes y la parte que asume el usuario. Según sus declaraciones, “esta disparidad responde a las distintas sensibilidades a la hora de fomentar el uso de este servicio y al desacuerdo a la hora de asumir los costes. Es necesario homogeneizar todas estas diferencias de criterios para evitar que el asunto deje de ser un tema de interés social para convertirse en una cuestión de interés político. La movilidad de los menores no debe ser instrumentalizada”.  

 

Por esta razón, Atuc recuerda que estas medidas dependen totalmente de las administraciones que tienen competencias en materia de transporte colectivo, motivo por el cual los operadores no pueden hacer mucho para evitar que medidas de corte sensible como la movilidad de los menores sea instrumentalizada, particularmente en el año previo a la celebración de elecciones municipales.

 

Fuente: autobusesyautocares.com; abc.es